ENTENDER EL PROCESO DE SELECCIÓN DEL JURADO FEDERAL

En los Estados Unidos, la mayoría de la gente sabe que alguien acusado de un delito tiene derecho a un juicio ante un jurado de pares. Pero ¿qué significa exactamente un “jurado de pares” y cómo es seleccionado ese jurado? Si usted es una parte imputada en un caso penal, la selección del jurado puede ser la parte más importante en su caso, porque esas 12 personas son las que decidirán si usted es culpable o no culpable.

El proceso de selección de un jurado federal está regulado por la Ley de Selección y Desempeño de Jurados (o “Ley de Jurado”), que entró en vigor en 1968. Un número de personas son llamadas a formar parte de una lista o panel de candidatos potenciales, si estos están inscritos en el registro electoral, y basados en su domicilio. Según la Sexta Enmienda de la Constitución de los Estados Unidos, todo ciudadano estadounidense tiene derecho a un juicio imparcial. Esto significa que los miembros de un jurado no pueden tener ningún tipo de influencia a favor en contra del imputado (ni del gobierno).

Teóricamente, un jurado debería representar un segmento aleatorio de la población del distrito donde se juzga el caso, y supuestamente debe ser imparcial. Esto quiere decir que no puede favorecer a ninguna de las partes antes de escuchar los hechos del caso. Pero, ¿Cómo se elige a estos miembros del jurado? ¿Representan realmente un segmento de la comunidad?

Cuando un caso va a juicio, el proceso de selección de jurado es lo primero que ocurre. Un segmento aleatorio de jurados potenciales (llamado “Venire”) es llevado a la sala del tribunal para una fase de preguntas llamada “Voir Dire”, que significa “hablar la verdad” en latín. Inicialmente, el juez hará preguntas a cada miembro potencial del jurado, para decidir si son competentes y físicamente capaces de ejercer de jurado. También se les preguntará sobre cualquier influencia que puedan tener. Por ejemplo, si es un delito de drogas, podrían preguntar si tienen algún amigo o familiar con problemas de abuso de sustancias. O puede que se les pregunte si alguna vez han tenido un enfrentamiento con la policía. Aunque la ley no lo requiere, el juez también puede permitir a los abogados hacer preguntas a los miembros del jurado. El que los abogados pregunten tiene como fin descubrir cualquier influencia que un posible jurado pueda tener y el juez hubiese pasado por alto.

Una vez completado el interrogatorio, los abogados pueden pedir que ciertos miembros potenciales del jurado sean dispensados “Por causa justificada”, es decir que legalmente existe una excusa válida para no ejercer de jurado, como puede ser tener un prejuicio contra una de las partes del caso. Los miembros de un jurado pueden ser descartados por motivos de parcialidad implícita, o lo que es lo mismo, no pueden poner a un lado sus sentimientos personales como para poder ser imparciales. La parcialidad en sí misma es cuando el miembro potencial de jurado admite que tendrán algún tipo de prejuicio o influencia.

La parcialidad implícita es cuando un jurado potencial tiene ciertos atributos o experiencias pasadas que pueden de alguna forma impedir que sea completamente neutrales, como el hecho de que un jurado potencial fuera un oficial de policía, o en alguna ocasión hubiese sido imputado por un delito. Los miembros de un jurado también pueden ser dispensados con causa justificada en caso de un problema personal que impida que puedan ejercer su función, como una cirugía o no tener quién se ocupe de un hijo. No hay límites para descartar por causa justificada, pero el juez no siempre puede garantizar esas recusaciones y dispensar a un jurado potencial.

Los abogados tienen otra forma de descartar a un posible miembro del jurado, y es a través de una “recusación sin causa”. Este tipo de recusación permite al abogado descartar de otra manera a un miembro de jurado cualificado, siempre que no sea debido a que el jurado sea miembro de una clase protegida, como raza o género. Pero estas recusaciones sin causa son limitadas. En un caso típico de delito, la ley federal permite a la defensa 10 rechazos y al gobierno 6. Sin embargo, el número de recusaciones sin causas se pueden incrementar si se juzga a varios imputados al mismo tiempo, o si el caso es más complejo de lo normal.

Debido a la desestimación por causa justificada, injustificada o por imparcialidad, la lista de miembros para un jurado puede verse recortada a un número que apenas representa suficientemente a la población del distrito. De esa lista de miembros potenciales se selecciona a 12 personas, más dos miembros suplentes. Estos suplentes sustituirán a uno o más de los 12 miembros titulares si algo ocurriera durante el juicio y no pudieran ejercer. En lugar de parar el juicio y empezar de nuevo todo el proceso, el suplente hará la sustitución. Una vez que las dos partes están de acuerdo con los 12 miembros elegidos, el juez tomará juramento al jurado y comenzará la siguiente fase del juicio, los alegatos iniciales.

La selección del jurado es tanto un arte como una ciencia. El abogado tiene que tener la habilidad de evaluar el carácter de alguien y hacer las preguntas apropiadas para determinar si tienen algún tipo de prejuicio contra el imputado. Eso implica saber escuchar y tener conocimientos de psicología y de la condición humana, así como una excelente habilidad para interrogar. El proceso de selección del jurado puede ser la parte más importante de un juicio criminal, y usted debe asegurarse de tener un abogado experimentado que sepa cómo seleccionar a las personas que a fin de cuentas van a decidir su destino. Si usted ha sido acusado de un delito y contempla el ir a juicio, por favor llámeme para hablar de sus opciones y para empezar a luchar por sus derechos.

Escrito por Law Offices of Barry M. Wax

Law Offices of Barry M. Wax

For 34 years, I have provided both State- and Federal-Level representation for those facing charges ranging from wire fraud, mortgage fraud, and healthcare fraud to identity theft, drug trafficking, money laundering, murder, DUI, domestic violence and numerous other criminal charges. In every case, it is my commitment to one-on-one service and support that has separated the Law Offices of Barry M. Wax from other criminal defense firms. When it comes to your future, you need a strong defense and the ability to make the right choices and regain control of your life.